lunes, 19 de enero de 2015

Maestro Yoshi, estuve buscando departamentos todo el día.
Y llegué al final del camino.
Me echaron de todas las inmobiliarias.
Hay algo desarraigado dentro mío,
algo que no tiene peso propio, algo poco atlético.
Voy dejando este mundo muy muy despacio.
¿Dónde están las grandes aventuras?
Olores extraños me indican que estoy lejos de casa.
Un borracho sale del subterráneo y dice:
“Me perdí en el sótano de alguien”.
Estoy solo en una ciudad fría y costosa.
La gloria es algo lejano, de otro siglo.
Todavía no sé cómo vivir mi vida al máximo.
Quiero sentirme parte de las cosas.
Parezco un agente de otro planeta 
que olvidó sus instrucciones.
Camino lentamente por la avenida a horas extrañas.
Las pizzerías están tristes y vacías.
Voy a muestras de arte y me alimento de cócteles.
Durante el día me escondo en los shoppings.
Es tarde, muy tarde
Algo me dice que no estaré acá arriba mucho tiempo.
Habrá que volver a las alcantarillas
después de la batalla
habrá que volver a las alcantarillas.

No hay comentarios: