lunes, 20 de julio de 2015

Me escapé del Festival Internacional de Poesía
para volver con mi mamá.
até mi valija con dos tipos de cinta.
mi valija llena de chocolates y de cómics.
Me llevé lo que pude agarrar a tientas, en la oscuridad.
Había dormido con la ropa puesta todas las noches.
Lo sé por experiencia: cuando me revelo a mi destino las cosas salen muy mal.
Pienso que nunca llegaré a ser un vagabundo solitario y eso me entristece.
Mientras tanto un águila cruza el desierto.
Esperaré a mi madre en la puerta de los comercios
o leyendo revistas viejas en la lavandería.
Sé dónde voy a dormir mañana,
sé qué voy a comer mañana,
sé cuántas palabras voy a pensar mañana.
Compraré mis libros en el hipermercado.
No quiero problemas, porque soy un extraterrestre asustado y triste,
un extraterrestre hikikomori, como Alf.

No hay comentarios: